Manchas marrones y rugosas en la piel: Causas y tratamiento

A medida que ganamos años, la piel hace lo propio, y de ahí la aparición de unas manchas marrones y rugosas en la piel. ¿Cómo eliminarlas?

por , il

    Manchas marrones y rugosas en la piel: Causas y tratamiento

    Las manchas marrones y rugosas en la piel son la manifestación más común de las queratosis seborreicas, una forma benigna de tumor, muy frecuente, y causadas por el envejecimiento natural de la piel.

    Al tacto estas manchas son abultadas y con la superficie áspera, generalmente de color marrón oscuro, aunque también pueden adquirir el color de la piel. Las queratosis seborreicas se pueden confundir con otras manchas de la piel (verrugas, melanoma cutáneo, por ejemplo), por su tamaño, consistencia o colores similares, por lo que es importante consultar a un especialista para hacer un diagnóstico correcto.

    ¿Por qué aparecen manchas oscuras y rugosas en la piel?

    El principal factor de riesgo de su aparición es la edad, aumentando su incidencia a partir de los 50 años (de ahí su otra denominación, queratosis senil).

    Los especialistas en dermatología consideran que puede haber una cierta predisposición genética y también que la exposición solar a la larga favorece su aparición, sobre todo en zonas más expuestas, como cara, cuello o escote. De ahí la importancia de utiliza siempre protectores solares para prevenir manchas y otras patologías en la piel.

    Síntomas de la queratosis seborreica

    • Las manchas oscuras y marrones son de forma redondeada u ovalada y suelen aparecer en la cara, cuero cabelludo, hombros, espalda y tórax. Las únicas zonas corporales que se libran son las palmas de las manos y las plantas de los pies.
    • Pueden picar, irritarse o sangrar al roce.
    • Estas manchas parecen estar adheridas a la piel y aparecer con descamación.

    Tratamiento para las manchas oscuras y rugosas en la piel

    Este tipo de manchas no suponen ningún riesgo para la salud, incluso aunque crezcan siguen siendo benignas. No obstante, se suelen eliminar cuando generan pequeñas molestias (como el picor o el roce con la ropa) o por una cuestión estética (dependiendo de la zona en la que aparezcan).

    Para su diagnóstico, suele ser suficiente un examen visual de la mancha por parte del especialista, y en caso de duda podrá realizarse una biopsia de la zona de la piel afectada.

    Para eliminar estas manchas o queratosis seborreicas se puede recurrir al tratamiento de crioterapia (congelar la mancha con nitrógeno líquido), curetaje con cucharilla (raspado con cucharilla dermatológica), electrobisturí o vaporización con láser de CO2. Al quitarlas, en algunos casos puede quedar una mancha más oscura o clara en la zona. En algunos casos pueden volver a aparecer en otras zonas del cuerpo.

    También te puede interesar: Prevenir cáncer de piel: ropa para proteger la piel del sol y toma nota de cómo quitar las verrugas de la piel utilizando remedios caseros.