Masajes para reducir el dolor muscular sin analgésicos

Descubre cómo ayudan los masajes para reducir dolor muscular, una alternativa excelente si no quieres tomar pastillas.

por , il

    Masajes para reducir el dolor muscular sin analgésicos

    Diez minutos de masajes tienen efectos beneficiosos sobre los músculos lesionados o dañados, logrando disminuir los dolores musculares sin necesidad de tomar analgésicos.

    Efectos positivos de los masajes para nuestro cuerpo avalados por la ciencia y que van más allá de ayudar a liberar tensiones o a relajar los músculos.

    Masajes para aliviar los dolores musculares

    Según la investigación realizada por la Universidad de Ontario (Canadá), y publicada en la revista Science Translational Medicine, los masajes son el mejor sustituto de los analgésicos a la hora de aliviar los dolores musculares. La primera ventaja, los masajes no tienen efectos secundarios.

    Los investigadores constataron que optar por una terapia de rehabilitación basada en los masajes ayuda a recuperar el músculo dañado y a aliviar los síntomas que provocan las lesiones musculares. Diez minutos de masajes son suficientes para activar los sensores bioquímicos responsables de enviar las señales a las células musculares y, de esta manera, reducir la inflamación y los dolores.

    Los masajes después de la práctica de ejercicio ayudan al crecimiento de las mitocondrias en el músculo esquelético. En otras palabras, ayudan a la recuperación.

    Beneficios de los masajes corporales

    • Ayudar a controlar el dolor.
    • Ayudar a prevenir futuras lesiones.
    • Reducir los niveles de estrés, causantes en muchas ocasiones de los dolores musculares al tensionarse.
    • Los masajes liberan toxinas, con lo que ayudamos a retrasar el envejecimiento.
    • Reducir las contracturas musculares (tras la práctica de ejercicio físico o por las malas posturas delante del ordenador, entre otras).
    • Tonificar nuestro cuerpo.
    • Mejorar el sistema circulatorio.
    • Potenciar las defensas.

    Cómo hacer masajes para dolor muscular

    El cuello, cervicales y hombros son las zonas del cuerpo que más se sobrecargan. Los masajes suaves ayudan a liberar tensiones acumuladas que pueden dar lugar a nudos o contracturas en los músculos. El masaje con aceites esenciales favorece la relajación.

    • Elegir la mejor posición para el masaje (tumbada, sentada en una silla…).
    • Aplicar el aceite en la parte a masajear, empezando por la zona baja de la espalda, y a continuación expandirlo con la mano de forma suave y movimientos alargados.
    • Los movimientos del masaje siempre hacia arriba.
    • Con las yemas de los dedos masajear en forma de círculos en la zona media de la espalda, hombros y cervicales y, durante unos segundos, aplicar una ligera presión.
    • La técnica del amasamiento consiste en masajear una zona concreta con el dedo pulgar y la palma de la mano. Realizar durante unos minutos.
    • Mantener el ritmo del masaje evitando la interrupciones.

    A continuación, puedes ver unos vídeos ilustrativos sobre masajes para aliviar dolores musculares:

    Aunque las contracturas o dolores musculares son muy comunes, no siempre se les presta la debida atención, y ello puede desembocar en un problema muscular más serio. Lo primero de todo es consultar al médico o fisioterapeuta para evaluar de dónde procede el dolor y qué lo motiva.

    También te puede interesar: Masaje bionergético: todos los beneficios para la salud y toma nota de los automasajes para aliviar tensiones.