Navidad 2016

Meditación cuántica: ¿En qué consiste?

Meditación cuántica: ¿En qué consiste?

La meditación cuántica es una guía por el camino de la serenidad, para controlar la mente y afrontar los retos con calma.

por en Psicología, Salud de Mujer, Consejos Salud, Mente
Última actualización:
    Meditación cuántica: ¿En qué consiste?

    Dentro de las técnicas de meditación, quizá una de la menos conocidas sea la meditación cuántica, una herramienta que nos ayuda a sentirnos en calma, partiendo de la premisa de que una mente serena es el mejor camino para sentirse bien y en armonía con el cuerpo. La serenidad nos aporta equilibrio y eso se traduce a la hora de demostrar, gestionar y canalizar las emociones y los pensamientos. La meditación cuántica -combinada con ejercicios de respiración- ayuda a canalizar la energía de manera equilibrada, siendo una técnica aconsejada para liberar tensiones y reducir el estrés y la ansiedad propios de un ritmo de vida hiperactivo y frenético.

    Precisamente, la acelerada cotidianidad en la que vivimos inmersos, casi sin darnos cuenta de ello, puede pasar factura a nuestra salud física y emocional. El estrés, la carga de responsabilidades, las tensiones… pueden hacer que nos olvidemos de lo más importante, de sentir que realmente estamos vivos. La meditación, como técnica en sí, busca una mayor conexión y conocimiento de nosotros mismos. La meditación cuántica es la herramienta para centrar la atención en las emociones y pensamientos y crear, con plena conciencia, una realidad que nos permita canalizar la energía para mejorar nuestro bienestar. Dicho de otra manera, la meditación nos ayuda a controlar la mente y a estar preparados para enfrentarnos a los retos o situaciones de tensión y estrés con mayor seguridad y aplomo, sin miedo a caer presas de las emociones negativas.

    Sentirnos bien a nivel emocional mejora nuestro bienestar físico, ya que ayuda a activar el sistema inmunológico y el metabolismo.

    Dedicar unos minutos al día, en un espacio sin ruidos o distracciones externas, a relajar la mente es una manera de poner en práctica la meditación. Nos colocamos en la postura en la que nos sintamos más cómodos (sentados, tumbados) y nos centramos en la respiración, tomando aire lentamente, hasta notar como se llenan los pulmones, y expulsándola suavemente. A continuación, recorremos el cuerpo, de abajo a arriba, empezando por los dedos de los pies y hasta la cabeza, observando cada sensación o pensamiento, pero sin detenernos. Al finalizar el recorrido, crear un pensamiento positivo y detenernos en él unos minutos. De esta manera, ayudamos a la energía a fluir. Podemos acompañarnos de música suave.

    También te puede interesar: 5 preguntas que debes hacer hacerte para vivir más plenamente y descubre cómo frenar los pensamientos negativos.

    519

    ESCRITO POR PUBLICADO EN PsicologíaSalud de MujerConsejos SaludMente

    Navidad 2016

     
     
     
     
     
     
     
    Más populares