Métodos anticonceptivos para hombres: ¿Qué aconsejarle?

La etapa de la vida fertil determina cuál es el mejor método anticonceptivo para hombres.

por , il

    Métodos anticonceptivos para hombres: ¿Qué aconsejarle?

    La antinconcepción o elección del método anticonceptivo, en toda pareja, es cosa de dos. En el caso de la mujer hay que reconocer que el catálogo de métodos anticonceptivos para evitar embarazos no deseados es mucho más amplio que el de los hombres. ¿Cuáles son los métodos de anticoncepción masculina más eficaces y disponibles a día de hoy? No hay un método anticonceptivo que garantice el 100% de seguridad, todos ofrecen ventajas e inconvenientes, pero los considerados eficaces otorgan una protección anticonceptiva muy alta.

    Anticoncepción masculina

    Tal y como aconsejan los expertos en salud sexual, cada hombre (y también cada mujer) debe decidir cuál es el método anticonceptivo más adecuado a las distintas etapas de su vida fértil, teniendo en cuenta su situación, estado de salud, condiciones personales y frecuencia de relaciones sexuales. Tan importante como elegir el método anticonceptivo más eficaz es saber cómo funciona y utilizarlo correctamente.

    Preservativo

    El preservativo masculino o condón es el método anticonceptivo más utilizado. En concreto, es un método de barrera que impide la entrada del esperma al útero. El condón, una funda de goma de látex o poliuretano (recomendable en caso de alergia al látex) recubierta de una sustancia lubricante, es uno de los métodos más seguros si se utiliza de forma correcta. Seguridad que aumenta si se combina con otros productos espermicidas (geles, cremas…). Además de prevenir los embarazos no deseados, el preservativo es el método más seguro en la prevención del VIH y enfermedades ETS, como la clamidia o la gonorrea. También es el método más indicado cuando se tienen relaciones coitales esporádicas, distanciadas en el tiempo o con múltiples parejas. El preservativo nunca se reutiliza ni, por supuesto, debe usarse si está caducado o deteriorado.

    Vasectomía

    La vasectomía es una intervención quirúrgica para bloquear los conductos deferentes por los que pasan los espermatozoides en su camino desde los testículos al exterior cuando se produce la eyaculación. Esta operación, cuya eficacia es muy alta, se realiza con anestesia local y no requiere hospitalización.

    Hay que subrayar que se trata de un método anticonceptivo permanente e irreversible, pero que no afecta a la actividad sexual ni a la capacidad de erección y de eyaculación. El semen mantiene el mismo aspecto, con la particularidad de que no contiene espermatozoides. Tras practicar la vasectomia, pasados los primeros tres meses, hay que realizar un examen del semen para comprobar que no han quedado restos de espermatozoides. Mientras tanto conviene utilizar un método anticonceptivo complementario.

    Precisamente por ser un método irreversible se recomienda en hombres que están absolutamente seguros de que no quieren tener hijos. Por este mismo motivo está contraindicado en los jóvenes.

    También te puede interesar: 10 señales de infertilidad que todas las parejas deben conocer y descubre Vasalgel: la inyección anticonceptiva para hombres.