Mobbing laboral: qué hacer cuando sufres acoso en el trabajo

¿Cómo actuar ante el mobbing laboral? Si te sientes víctima de acoso en el trabajo, estos son tus derechos.

por , il

    Mobbing laboral: qué hacer cuando sufres acoso en el trabajo

    El mobbing laboral o acoso psicológico en el trabajo son los comportamientos o conductas dirigidos a degradar y minar la autoestima de un trabajador. Situaciones que, por su reiteración en el tiempo, por su carácter degradante de las condiciones laborales y por la hostilidad o intimidación del ambiente laboral que genera tiene por finalidad atentar o poner en peligro la integridad del trabajador. ¿Qué hacer si eres víctima de acoso laboral?

    El mobbing es un ataque a la dignidad personal encaminado a que el trabajador abandone su puesto de trabajo. ¿Qué medidas adoptar?, ¿cómo probar el acoso laboral?

    ¿Cuándo se considera acoso laboral?

    Probar el acoso laboral no siempre es fácil, porque una de sus características es que se enmascara de absoluta normalidad y no suele dejar rastro por escrito. Lo primero es cómo saber si sufro mobbing en el trabajo. Abordamos las claves para demostrar que sufres acoso laboral de la mano de la especialista en Derecho Laboral Tania Pose, de ABA Abogadas.

    El acoso laboral no es un hecho aislado, sino una serie de hechos recurrentes (al menos una vez por semana) mantenidos durante un tiempo prolongado (al menos seis meses). El ejemplo más común de acoso laboral es dejar sin funciones o sin ocupación efectiva al trabajador. El trabajador tiene que aportar indicios de la existencia de dicho acoso, y la empresa acreditar de manera objetiva y razonable las conductas o medidas adoptadas.

    Qué hacer ante un caso de acoso laboral

    La recopilación de pruebas es una de las claves para probar el acoso laboral. Una sentencia dictada en 2014 por el Tribunal Supremo concedía validez a las grabaciones magnetofónicas y las conversaciones de whatsapp como pruebas en un procedimiento judicial por acoso o mobbing laboral.

    Otros medios de prueba son:

    • El interrogatorio de la persona acosadora.
    • La declaración del trabajador acosado.
    • La declaración de testigos.
    • El informe pericial médico/psicológico del trabajador acosado.
    • Las actas de la Inspección de Trabajo.
    • Los correos electrónicos.

    Cómo defenderse del acoso laboral

    En caso de acoso escolar existen diversos procedimientos legales:

    • Denuncia ante la Inspección de Trabajo: Un inspector visita al centro de trabajo para recabar testimonios de testigos, consultar documentos o verificar condiciones de trabajo. Las actas de la Inspección de Trabajo son un medio de prueba idóneo para utilizar en un procedimiento judicial.
    • Procedimiento de tutela de derechos fundamentales y libertades públicas: se limita al conocimiento de la lesión del derecho fundamental o libertad pública. Tiene carácter urgente y en la demanda deben incluirse los hechos constitutivos del acoso, el derecho o la libertad vulnerados, la cuantía de la indemnización pretendida con especificación expresa de los daños y perjuicios ocasionados al trabajador.
    • Extinción de la relación laboral: el trabajador puede solicitar la extinción de su contrato de trabajo ante una modificación sustancial de sus condiciones laborales que redunden en perjuicio de su dignidad, con derecho a percibir la indemnización fijada para el despido improcedente.
    • Procedimiento ordinario: indemnización por daños y perjuicios. Establecido en aquellos casos en los que el hostigamiento psicológico haya cesado, bien porque la empresa haya adoptado las medidas oportunas para poner fin al mismo, bien porque el trabajador a consecuencia del acoso se haya visto apartado de su puesto de trabajo, ya sea con motivo de una incapacidad temporal o permanente.

    También te puede interesar: Acoso laboral: Cómo no dejar que nos afecte y descubre todo sobre el Síndrome de Bore Out en el trabajo: Qué es, causas y soluciones.