Píldora del día después: Mitos a erradicar

Erradicar las falsas creencias sobre la píldora del día después para utilizarla correctamente

por , il

    Píldora del día después: Mitos a erradicar

    ¿Cuánto sabes de la píldora del día después? Es el método anticonceptivo de emergencia más conocido, pero ello no ha impedido que se haya visto rodeado de algunos mitos y falsas creencias. Mitos que conviene desmontar para no utilizarla de manera inadecuada, y sobre todo para saber en qué momento podemos recurrir a la píldora del día después. Una situación similar a la que se ha dado con otras cuestiones relacionadas con la sexualidad femenina, como los mitos que han rodeado a la menstruación o a la píldora anticonceptiva. Vamos a ver cuáles son las principales creencias erróneas sobre esta píldora de emergencia (ya está disponible también la píldora de los 5 días).

    La pastilla del día después produce dolor

    Las primeras pastillas que salieron al mercado sí tenían unos efectos secundarios más intensos, entre ellos el sentir dolor, sensación de náuseas o un incremento de la sensibilidad en las mamas. Sin embargo, al igual que con otros métodos anticonceptivos, la composición de estas píldoras también se ha mejorado, habiéndose reducido los niveles de estrógenos, los responsables de las molestias que generaban. Hoy se puede decir que esto ya es un mito.

    La pastilla del día después reduce la fertilidad

    Es otro de los mitos más extendidos y en absoluto cierto si se administra de forma adecuada. No conviene utilizar la pastilla del día después como sustituto de otros métodos anticonceptivos. La píldora del día después es un método de emergencia o de urgencia al que solo se debe recurrir si falla el método anticonceptivo empleado durante la relación sexual (por ejemplo, rotura del condón, olvido de la toma de la píldora, expulsión del diafragma durante el coito…).

    La píldora del día después es abortiva

    Tal y como ya han subrayado en numerosas ocasiones los expertos en salud sexual y ginecología, la píldora del día después en absoluto es una píldora abortiva, entre otros motivos porque su composición es diferente. De hecho, si el óvulo ya ha sido fecundado la efectividad de la píldora del día después es nula. El levonorgestrel, su principio activo, en absoluto impide la implantación del óvulo fecundado, tal y como ha constatado la última revisión científica realizada por la Federación Internacional de Ginecología y Obstetricia, FIGO, y el Consorcio Internacional de Anticoncepción de Emergencia. Su mecanismo de acción, según la ciencia, impide o retarda la ovulación, pero no interfiere en la implantación ni influye en el grosor endometrial.

    La píldora de emergencia es más efectiva que las píldoras anticonceptivas

    Efectivamente su efectividad está demostrada en ambos casos, pero las pastillas anticonceptivas de uso diario son más efectivas, de ahí que no sea recomendable pensar que se pueden sustituir por la píldora de emergencia.

    La píldora del día después hay que tomarla inmediatamente

    Es cierto que cuanto antes se administre mayor será su efectividad, pero esto no quiere decir que haya que salir corriendo ya que su efectividad dentro de las 24 horas siguientes es del 95%. Si se toma entre las 24 y las 48 horas siguientes su efectividad se reduce al 85%, y entre las 48 y las 72 horas se situaría en el 58%.

    También te puede interesar: La píldora anticonceptiva puede alterar la estructura del cerebro y descubre los riegos de la app que quiere sustituir a la píldora anticonceptiva.