Navidad 2016

Qué es la zona de confort y cómo salir de ella

Qué es la zona de confort y cómo salir de ella

¿Te has preguntado cómo quieras que sea tu futuro? La respuesta puede desvelar que estamos estancados en la denominada zona de confort.

por en Psicología, Salud de Mujer, Consejos Salud, Mente
    Qué es la zona de confort y cómo salir de ella

    ¿Te dan miedo los cambios?, ¿qué sueños tienes sin cumplir?, ¿te gustaría dar un pequeño giro a tu día a día?, ¿cómo quieres que sea tu futuro? Sin darnos cuenta, poco a poco, nos vamos instalando en un estado mental que se denomina zona de confort. Término con el que se identifica a los espacios físicos y psicológicos hipotéticos en los que nuestra mente se instala porque se siente segura, cómoda y protegida.

    ¿Cómo salir de ella? En primer lugar, percatándonos de las barreras que, por pereza, conformismo o dejadez, hemos ido imponiendo a nuestro alrededor. Los hábitos, situaciones cotidianas, aunque en ocasiones nos resulten molestas, al igual que las habilidades, conocimientos y aptitudes forman parte de la denominada zona de confort. El temor a los cambios, aunque ello implique perderse experiencias y nuevos aprendizajes, puede hacer que una persona se vea limitada en sus aspiraciones y en su crecimiento personal. En otras palabras, se quede estancada.

    Para salir de la zona de confort hay que tener motivación y unas metas claras, ponerle fecha a los sueños. Todo depende de lo que uno crea y quiera.

    Sentir cierta inseguridad es algo totalmente normal ante las novedades, pero lo que no podemos hacer es dejar que el miedo nos paralice porque entonces nos impondremos límites al desarrollo de nuestro potencial. Emprender un viaje, cambiar de trabajo, mudarse de casa o afrontar nuevos proyectos puede ser el reto que necesitabas para salir de la zona de confort. En ocasiones un pequeño cambio en tu vida puede ser suficiente para activar el mecanismo, como cambiar el estilo de vestir o la decoración de tu casa.

    Es fundamental pensar en positivo, adoptando pequeñas estrategias, como por ejemplo convertir la inseguridad o el miedo ante un cambio en un reto o emoción.

    Salir de la zona de confort que nos tiene estancados y, en ocasiones, puede incluso hacernos infelices, tiene múltiples ventajas, entre las que destacan el fomento de la creatividad, la autoconfianza, seguridad , autoestima, y, en especial, nos hace personas más fuertes.

    También te puede interesar: Ereutofobia: Conoce el miedo a sonrojarse y toma nota de los 5 trucos para desintoxicarse de la tecnología.

    471

    ESCRITO POR PUBLICADO EN PsicologíaSalud de MujerConsejos SaludMente

    Navidad 2016

     
     
     
     
     
     
     
    Más populares