Navidad 2016

Salud íntima: Consejos para la mujer

Salud íntima: Consejos para la mujer

Salud íntima: Consejos para la mujer. Al igual que vigilamos el correcto funcionamiento de otras zonas de nuestro cuerpo también es importante velar por nuestra salud íntima. Por ello, te presentamos algunas recomendaciones y consejos dedicados a la mujer que no pueden obviar.

por en Ginecología, Salud de Mujer, Consejos Salud, Hábitos saludables
Última actualización:
    Salud íntima: Consejos para la mujer

    Salud íntima: Consejos para la mujer. Para mantener un estado de salud envidiable es preciso vigilar muchos aspectos de tu cuerpo. Una dieta equilibrada, la realización de ejercicio… En todo ello también hay cabida, por supuesto, para la salud íntima de la mujer. En muchas ocasiones hay actos muy sencillos y rutinarios que pueden ayudar a fortalecerla y otras acciones que, por desconocimiento, actúan en detrimento de aquélla. Por eso, para que tengas una gran salud íntima te hemos preparado los siguientes consejos. No te pierdas las siguientes orientaciones que te hemos preparado.

    La salud e higiene íntima de la mujer merecen un capítulo especial. La zona genital posee una piel delicada, ligada a la evolución hormonal del ciclo vital de cada mujer. Por ello, es conveniente llevar a cabo unos cuidados muy determinados y orientados a esta zona del cuerpo femenino. Pero, ¿cuáles son las principales recomendaciones de salud íntima para la mujer? A continuación, os detallamos los consejos que debéis con los que cumplir:

    • Beber agua. Ingerir la cantidad recomendada de dos litros de agua al día no solo reporta muchos beneficios para el riñón, el cerebro, el corazón… También tu salud íntima se verá reforzada con ello.
    • Uso de toallitas y geles. Es conveniente utilizar toallitas y geles en tu zona genital para el aseo, pero es importante que los productos empleados respeten la acidez del ph vaginal. Después de lavar te recomendamos que seques bien la zona.
    • Prendas. El uso de prendas excesivamente ajustadas así como la ropa interior sintética son perjudiciales puesto que favorecen la humedad y la maceración. Te aconsejamos, por lo tanto, que te decantes por prendas con fibras naturales que impidan la proliferación de bacterias.
    • Vitamina C. El consumo de alimentos con alto contenido en ésta impide el crecimiento de bacterias en la orina que pudieran ocasionar algún tipo de infección.
    • Limpieza excesiva. Mantener un cuidado y una limpieza de la zona vaginal es importante.

      Lavarse una o dos veces al día es lo recomendable, sin embargo, no lo es tanto aplicarse duchas vaginales que podrían destruir la flora vaginal y aumentar, en ese caso, las posibilidades de sufrir una infección. La higiene íntima ha de ceñirse a la zona de la vulva y no debe hacerse nunca con productos antisépticos y antibacterianos.

    • Salud íntima en casos especiales. Durante la menstruación debes prestar especial cuidado a tu higiene. Aunque los tampones y compresas están preparados para la absorción del flujo, conviene vigilar con especial interés en esos días. Por otra parte, durante los nueve meses de embarazo las pautas de salud íntima e higiene son las mismas que durante el resto del año, sin embargo, presenta una excepción: los baños. Durante el último mes de gestación y los cuarenta días posteriores al parto es conveniente sustituirlos por una ducha. Por último, en aquellos casos de mujeres que sufran incontinencia urinaria debes mantener la zona seca para evitar infecciones y problemas dermatológicos. Para estos casos existen productos especializados.

    Si eres, como suponemos, una mujer preocupada por su salud te aconsejamos que pongas en prácticas ya todos estos consejos para mantener una salud íntima privilegiada. Tu cuerpo te lo agradecerá.

    627

    ESCRITO POR PUBLICADO EN GinecologíaSalud de MujerConsejos SaludHábitos saludables

    Navidad 2016

     
     
     
     
     
     
     
    Más populares