Tos con reflujo gástrico: síntomas y remedios para calmarla

Tos con reflujo gástrico: síntomas y remedios para calmarla

La tos con reflujo gástrico puede llevar a ser muy molesta para quien la padece. ¿Cuáles son los mejores remedios para calmarla?

por en Enfermedades frecuentes, Prevención, Salud de Mujer, Consejos Salud
Ultimo aggiornamento:

    La tos con reflujo gastroesofágico, además de molesta, puede derivar en un problema crónico, por lo que conviene prestar atención y tratar sus síntomas. La tos en sí es un síntoma bastante común, asociado sobre todo a las enfermedades respiratorias como la gripe o catarros. Sin embargo, aunque menos conocido, la tos también puede estar asociada con la enfermedad por reflujo gastroesofágico, frecuente en pacientes con tos crónica. Este trastorno se produce cuando el esófago está de manera constante irritado por el ácido del estómago.

    La tos con reflujo gástrico suele ir acompañada de dolor de garganta, lo que indica el desarrollo de un proceso inflamatorio de la mucosa faríngea. También pueden presentarse dificultades para tragar (el término técnico es disfagia), ronquera o cambios en la voz, causados ​​por una lesión en las cuerdas vocales.

    La tos puede aparecer con o sin mucosidad, siendo en este último caso un síntoma añadido bastante molesto. Los episodios de tos pueden ser más frecuentes durante la noche, pudiendo venir acompañado de ronquera, picazón en la garganta, sensación de un cuerpo extraño en la garganta, como una especie de nudo. Además, el paciente puede sufrir de inflamación de la mucosa de la nariz.

    Para aliviar los síntomas de la tos con reflujo gástrico, una vez diagnosticado, el médico puede prescribir una serie de medicamentos, tales como omeprazol, lansoprazol, esomeprazol y pantoprazol. También se pueden aconsejar medicamentos antiácidos y procinéticos, que aceleran el vaciado del estómago, además de los protectores de mucosas.

    Es importante dejar de fumar, evitar en lo posible el estrés, llevar un estilo de vida saludable, mantener un peso saludable y seguir una alimentación adecuada, eliminando aquellos alimentos que acentúan el problema. Se debe prestar atención principalmente al alcohol, grasas, alimentos fritos, especias, frutas cítricas, zumo de tomate, té, café, bebidas gaseosas y los alimentos conservados en vinagre. Los alimentos se deben masticar bien antes de digerir, sin prisas. Evitar prolongar las sobremesas y, si vamos a hacer ejercicio físico, esperar al menos dos horas después de las comidas principales.

    También hay algunos remedios naturales para la tos con reflujo gástrico que nos pueden servir de ayuda. Entre ellos, la malva, buena para calmar la inflamación de las membranas mucosas y los síntomas de reflujo gracias a su contenido de mucílago.

    También es un buen aliado la boswellia, ya que los ingredientes activos presentes en la resina de esta planta ayudan a reducir la inflamación y estimulan la reparación de la mucosa gástrica. El aloe vera es también un antiinflamatorio y el regaliz (utilizado con moderación en caso de padecer de hipertensión) contiene flavonoides que actúan sobre las membranas mucosas del esófago y el estómago.

    También te puede interesar: Reflujo en los recién nacidos: síntomas y remedios naturales.

    638

    ESCRITO POR PUBLICADO EN Enfermedades frecuentesPrevenciónSalud de MujerConsejos Salud Última actualización: Jueves 02/06/2016 07:17
     
     
     
     
     
     
     
    Más populares