Tipos de barriga: Dieta y ejercicio específicos

¿Te matas en el gym y no consigues bajar la barriga? Es el momento de buscar una rutina específica para tu tipo de vientre.

por , il

    Tipos de barriga: Dieta y ejercicio específicos

    ¿No consigues bajar la barriga y lo has intentado todo? Si es tu caso, quizás estás cometiendo algunos errores en tu entrenamiento, ya que cada tipo de vientre requiere una dieta y ejercicios especiales para mantenerlo plano. ¿Quieres conocerlos? Sigue leyendo.

    1. Barriga cervecera

    Si tu tripa se hincha desde la zona superior de las costillas hasta el pubis, entonces tienes la famosa barriga cervecera. Suele ser más común en los hombres, pero algunas mujeres también la sufren. Es un vientre bastante duro e inflado que a veces puede dar la apariencia de embarazo. Generalmente aparece en personas con hombros anchos y poco volumen en las caderas y piernas.

    La razón de este tipo de vientre suele estar relacionado con malos hábitos alimenticios, como atracones, tiempos excesivos sin comer y el exceso de ingesta de alimentos como azúcares e hidratos de carbono simples, grasas saturadas, sal y alcohol. El estrés también influye en la barriga cervecera.

    Dieta para barriga cervecera

    Para reducir este tipo de vientre es importante aumentar el consumo de grasas saludables, principalmente vegetales, como el aguacate, el aceite de oliva virgen extra en crudo, semillas o aceitunas. Además, se debe disminuir el consumo de carbohidratos y calorías, por lo que los azúcares y las harinas prácticamente deben ser eliminadas. Lo ideal es que si se consume se elijan fuentes de azúcares saludables, como el azúcar de coco o la miel. A su vez, es importante aumentar lo más posible la ingesta de verduras y mantener una dieta rica en proteínas buenas, como el pescado o las carnes magras.

    Ejercicios para la barriga cervecera

    El cardio es fundamental para bajar la barriga cervecera. Al menos se debe practicar de 4 a 6 días por semana durante una hora. Sin embargo, no es necesario hacer cardios extremos, sino que con cardios suaves es suficiente. Puedes usar la caminadora, la bicicleta estática o la elíptica en el gimnasio o salir a caminar a paso ligero durante una hora cada día.

    En cuanto a los ejercicios de fuerza es importante trabajarla con el propio peso del cuerpo, por lo que ejercicios como las sentadillas, el plank, las estocadas, el squat y las flexiones son ideales para las rutinas de las personas con barriga cervecera.

    2. Tripa con michelines

    Si tienes un gran michelín que te cubre la zona media-baja del vientre, tienes una barriga michelín. Generalmente el aumento de este tipo de grasa localizada se suele extender a los glúteos y piernas y suele deberse a cambios hormonales, además de la fisiología del cuerpo. También aparece en personas con niveles de ansiedad que suelen tender a comer azúcares y harinas en exceso.

    Dieta para la barriga michelín

    Si este tipo de barriga es tu caso, lo ideal es que tu dieta sea alta en proteínas saludables (incluso puede ser más alta de lo normal si entrenas adecuadamente) y alta en grasas vegetales. A su vez es importante disminuir lo más posible el consumo de carbohidratos, inclusos los que se consideran saludables como las frutas y los cereales como el arroz y la avena.

    Ejercicio para la barriga michelín

    Los ejercicios HIIT o a intervalos de alta intensidad son ideales para bajar este tipo de vientres. Los ejercicios de resistencia como la caminadora con inclinación o bicicleta con resistencia ayudan a reducir la grasa focalizada en el bajo vientre. Las sesiones de pesas con todos los grupos musculares también son muy recomendadas, así como los ejercicios enfocados en quemar grasa en las piernas, como las sentadillas con peso y los burpees.

    3. Tripita en personas delgadas

    ¿Es tu caso? Quizás eres bastante delgada pero la tripita sobresale siempre… Aunque no lo creas, es un de los tipos de barriga más difíciles de bajar, por lo que tendrás que ser constante para conseguir un vientre plano. Generalmente aparece por estrés, una vida demasiado ajetreada, demasiado tiempo sentados y con una alimentación irregular, sin horarios establecidos.

    Dieta específica

    La dieta para bajar este tipo de barrigas es la dieta balanceada, donde exista un equilibrio nutricional, es decir, suficientes proteínas y grasas saludables, así como niveles moderados de carbohidratos, preferiblemente complejos. También es importante bajar la ingesta de alimentos a partir de las 17:00h, por lo que para este tipo de barrigas, lo ideal son cenas ligeras y a temprana hora.

    Ejercicios específicos

    El cardio directo no es muy recomendado para las personas con este tipo de barrigas, ya que son delgadas y el cardio en exceso podría adelgazarlos más. Otro tipo de actividades que combinan fuerza, resistencia y cardio son más adecuadas. Por ejemplo, la mayoría de los ejercicios de crossfit son perfectos.