Cómo explicar a los niños el Alzheimer

La comunicación abierta y honesta es clave a la hora de explicar a los niños el Alzheimer, una enfermedad que conlleva cambios para toda la familia.

por , il

    Cómo explicar a los niños el Alzheimer

    Cómo explicar a los niños el Alzheimer es una de las dudas que indudablemente surge cuando esta enfermedad neurodegenerativa es diagnosticada a algún familiar, y sobre todo, si se trata de un familiar cercano, como el abuelo o abuela. El Alzheimer, enfermedad cuya prevalencia aumenta con la edad, tiene un enorme impacto emocional no solo en quien la padece, sino en todos los miembros de la familia, incluidos los niños.

    Los cambios que conlleva la progresión de la enfermedad de Alzheimer en quien la padece hará que los más jóvenes de la casa tengan preguntas que hacer. Los padres deben estar preparados para responder de manera abierta y honesta, compartiendo con los miembros más jóvenes de la familia los cambios que podría traer esta enfermedad y, algo no menos importante, cómo pueden ayudar. En este punto es clave que entiendan que, aunque su familiar pierda la memoria, se sentirá reconfortado al recibir el mismo cariño y amor.

    Cómo ayudar a los niños a entender el Alzheimer

    alzheimer niños abuelos

    Los niños y adolescentes pueden sentirse tristes por la manera en que la persona está cambiando, curiosos sobre cómo se desarrolla la enfermedad, pero también confundidos, frustrados o incluso asustados ante determinadas reacciones de la persona con Alzheimer. Por este motivo, la buena comunicación con los hijos es la mejor manera de ayudar a los más jóvenes a lidiar con los cambios que conlleva el Alzheimer.

    Estos son algunos de los consejos básicos para hablar del Alzheimer con los niños:

    • Animar a los niños a hacer preguntas, respondiendo de manera simple y adaptando la explicación a su edad.
    • Compartir información sobre la enfermedad y sus síntomas es la mejor manera de aprender más sobre el Alzheimer, explicando además que el hecho de que una persona en la familia tenga Alzheimer no significa necesariamente que otros miembros de la familia la tendrán.
    • Hacerles saber que sus sentimientos ante la enfermedad son normales.
    • Explicarles que, aunque el abuelo/a tenga Alzheimer, hay muchas cosas que pueden seguir haciendo juntos (plantar flores, dibujar, dar un paseo, armar un rompecabezas, leer un libro o ver una película juntos…).
    • Compartir información sobre la enfermedad y sus síntomas tan pronto como pueda.
    • Dedicar tiempo de manera regular para estar juntos, y aprovechar las actividades o salidas para que el niño se exprese.
    • Preparar a los niños para los cambios, ya que la enfermedad de Alzheimer empeora con el tiempo.