Consejos para hacer el cambio de ropa

Te ofrecemos las claves para hacer un cambio de ropa efectivo. ¡Toma nota!

por , il

    Consejos para hacer el cambio de ropa

    Cada año nos enfrentamos a la renovación o cambio de ropa. El cambio de armario se realiza con el cambio de temporada, lo ideal sería disponer de un gran ropero o muchos armario para no tenerlo que hacerlo, pero la realidad es que a casi todas nos toca pasar por ahí. De todas maneras hay varios consejos que puedes seguir para hacer el cambio de ropa sin demasiados problemas. ¡No te lo pierdas!

    Consejos para hacer el cambio de ropa

    Consejos para hacer el cambio de ropa 48x48
    Consejos para el cambio de armario.

    Una de las fechas clave cada temporada en cualquier hogar es el cambio de ropa. Ésta es, sin duda, una de las tareas más pesadas de la que nadie puede escapar. De todas maneras, hay varios trucos y consejos para que el cambio de armario sea algo menos tedioso.

    1. Organiza el armario en compañía de tus amigas. A priori el cambio de vestuario puede ser una actividad tediosa, sin embargo, puede convertirse en una divertida actividad si lo haces en compañía de tus amigas.
    2. Vacía el armario completamente. Para reubicar la ropa de nueva temporada debes, en primer lugar, vaciar por completo cada cajón y estante de tu armario. Esto te permitirá, además de limpiarlo, colocar la ropa de la manera más efectiva.
    3. Cataloga la ropa. Para optimizar la colocación de la ropa es importante que la coloques por tipos, es decir, faldas, camisas, blusas, chaquetas, abrigos… Asimismo es una buena idea que la subdividas por su funcionalidad, ocio, trabajo, fiesta, etc.
    4. Ordenar la ropa por colores: otra opción es ordenar la ropa por colores o tonos, así visualmente te será más fácil encontrar las prendas y combinarlas.
    5. No tengas miedo de tirar ropa. Uno de los mejores momentos para dejar atrás aquellas prendas que ya no utilizas es el cambio de ropa. Divide la ropa que ya no quieras en tres montones: en el primer montón puede ir la ropa muy estropeada y que debes llevar a reciclar; en el segundo montón añade la ropa para donar (amigas, asociaciones o incluso a tiendas de ropa como H&M y Zara que tienen proyectos muy interesantes para la ropa que ya no se utiliza); y en el tercer montón debe ir la ropa que ya no te pones, pero son básicos que quieres guardar.
    6. La importancia del orden. Para facilitarte la búsqueda de la ropa es importante que coloques las prendas de manera ordenada. Te aconsejamos, por lo tanto, colocar todas las perchas en la misma dirección, en la que los vestidos estén todos juntos, seguidos por las faldas, las blusas, camisas, etc. De esta manera, te resultará más sencillo localizar aquella prenda que necesites. El método de Maria Kondo te puede resultar muy útil para este cometido.
    7. Qué debe ir colgado o plegado. También es importante que decidas qué debe ir doblado y qué debe ir colgado. Las prendas con telas que se arrugan mucho es mejor que vayan colgadas. Los jerséis, sudaderas, por ejemplo, pueden ir dobladas. Las prendas muy delicadas, que lleven bordados, pedrería, plumas o lentejuelas las debes guardar al revés y de manera individual en fundas.
    8. Guardar los zapatos. El calzado se debe agrupar por diferentes tipos: deportivas botas, tacones, sandalias… Esto te permite encontrarlos con mayor facilidad. Los tacones los puedes organizar por el tamaño del tacón. Otra opción es colocar primero los zapatos que más utilices y al final colocar los que menos uses (como las botas de agua).
    9. Los complementos. Los accesorios y complementos deben estar visibles. Hay muchas formas de tenerlos ordenados: con un buen joyero, en ganchos, en cajas, estanterías… Los bolsos deben estar colocados por colores, estilos y tamaños. Los pañuelos los debes tener separados y visibles (los puedes colgar en perchas para que no se arruguen)
    10. Cajas de almacenaje. Te recomendamos utilizar organizadores para clasificar tu ropa y zapatos. De esta forma, no solo mantendrás todas tus prendas organizadas sino también localizadas. Utiliza cajas transparentes para que puedas ver al momento lo que hay dentro. Otra opción es etiquetar las cajas de ropa.
    11. Protege tu ropa de fuera de temporada. Para todas aquellas prendas que hayas retirado del armario es importante que las protejas para conservarlas sin problemas. En este caso, puedes ayudarte con bolsas de plástico o tela especiales para ello o con cajas.
    12. Uso del ambientador. Una vez que hayas finalizado con el cambio de ropa no olvides colocar un ambientador en el interior del armario para mantener un buen olor en él y evitar que aniden insectos y polillos en las prendas. En los cajones coloca pastillas de jabón para perfumar ligeramente la ropa.
    13. Día de compras. Después de recolocar tu armario tendrás algún hueco por cubrir. ¿Qué mejor, entonces, que disfrutar de un fabuloso día de compras para adquirir ropa de temporada?

    Además de mostrarte las ideas claves para organizar adecuadamente tu armario, también te puede interesar: Consejos de Wardrobe Planner para poder tener un armario organizado y Organizar el armario: 7 ideas para vestirte rápidamente.