El método Karezza para sentir más placer en el sexo

Descubre qué es el metodo karezza y cómo puede hacer que el sexo en pareja sea mucho más placentero.

por , il

    El método Karezza para sentir más placer en el sexo

    Olvídate por un momento de la presión de ‘hacerlo bien’, ‘alcanzar el orgasmo’ o ‘hacer que llegue’. Es lo que nos dice este método centenario (sí, has leído bien ¡centenario!) que apuesta por una relación sexual íntima y amorosa que te puede llevar a alcanzar placeres inesperados. Te contamos qué es el método Karezza y cómo practicarlo para sentir más placer en el sexo.

    Método Karezza: fuera estereotipos

    Parece mentira que el método Karezza lo inventara una mujer en 1896, la doctora Alice Stockham Bunker, y que ahora, en la era de la ‘libertad sexual’, se retome como una forma de comprender y entender el sexo más allá del orgasmo u objetivos similares que suelen poner presión en un acto tan natural como la intimidad humana.

    Y es que, aunque a veces se nos olvida, el sexo ha existido desde que existimos, valga la redundancia. Y por eso ha sido (y es) uno de los temas más estudiados e interesantes de todos los tiempos. A finales del siglo XIX (mucho antes de la revolución sexual de los 60′), la doctora Stockham Bunker ya hizo una llamada de atención social sobre lo que el sexo significaba. Ante la sumisión femenina que las mujeres enfrentaban en esa época, Alice propuso reencontrarse con las pasiones humanas desde la igualdad en la intimidad.

    Karezza proviene del término italiano ‘carezza’ que significa caricia, una oda al aspecto más armonioso e intenso del sexo, liberando las presiones de los estereotipos sexuales y apostando por el lado más íntimo y sensual del acto sexual.

    Beneficios del método Karezza

    El método Karezza está pensado para beneficiar a ambos miembros de la pareja, ya que permite aumentar el grado de intimidad de la misma, debido a que el grado de atención sobre el deseo de la pareja y del cuerpo de una misma es mucho mayor. Por ello, es muy recomendado para parejas consolidadas que han perdido el feeling sexual.

    Además, también ayuda en casos de disfunción eréctil en los hombres o en casos de vaginismo que provocan dolor en las relaciones sexuales en las mujeres. Incluso, se suele recomendar para casos de adicción al sexo, ya que les ayuda a mantener un mayor autocontrol sobre su sensación de placer.

    Cómo incluir el método Karezza en tu vida

    Muy ligado al sexo tántrico y al slow sex tan de tendencia, el método Karezza pretende derribar las barreras sexuales que los estereotipos y (por qué no decirlo) el machismo han creado alrededor de la capacidad de sentir placer.

    El ‘toma y daca’, los ‘rapidines’ y el orgasmo como medida métrica de placer no tienen cabida en el método Karezza, que prefiere enfocarse en un sexo pausado, en el que se despiertan los sentidos de la pareja.

    Caricias sensoriales, momentos casi meditativos donde los cuerpos de la pareja se funden, juegos sexuales que la pareja desea experimentar, masajes eróticos con aceites afrodisíacos… se complementan para descubrir nuevas zonas erógenas y experiencias placenteras que hacen del sexo casi un arte.

    Contar con el suficiente tiempo para deleitarse en el acto sexual, un lugar tranquilo o un silencio perfecto donde la pareja pueda intuir la respiración del otro, la reacción de su piel al erizarse de placer o el latido intenso de su corazón son algunos de los consejos del método Karezza.

    El contacto físico es trascendental en la forma en el que el método Karezza comprende el sexo, por lo que experiencias como los masajes eróticos cuerpo a cuerpo pueden ser reveladoras. Y, por supuesto, la lentitud, la suavidad y el control de la excitación favorecerán un placer sin límites que todo humano debe conocer en su vida. Relajarse y mantener una atención constante hacia tu pareja y hacia tu propio placer harán que la experiencia del sexo sea aún más placentera. ¿Te animas a probar?